¿Henry Martín en camino a convertirse en ídolo del Club América? - La Prensa


A las Águilas del América lo amas o lo odias. Los Millonetas es el equipo que actualmente anda mejor de los llamados 4 Grandes, (Guadalajara, Cruz Azul y Pumas).

Pero para ser populares hay que tener ídolos y parece que actualmente los de Coapa no lo tiene, a pesar de que Henry Martín está en camino.

¿Henry Martín es ídolo o histórico del América o simplemente uno más?, el delantero se ha convertido entre los más grandes de los goleadores de los emplumados y se codea con verdaderos ídolos que no están en duda.

¡Bomba, Bomba!

El futbolista yucateco entró a un grupo selecto de goleadores azulcremas, donde están Cuauhtémoc Blanco, Salvador Cabañas, Carlos Reinoso y Luis Roberto Alves Zague.

“A la Bomba” parece que le falta carisma ante su afición a pesar de que se ha ganado el respeto, pero no tiene el arrastre de aquellos ídolos como un Héctor Miguel Zelada, Cuauhtémoc Blanco, Enrique Borja, Daniel Alberto Brailovsky, Alfredo Tena, Cristóbal Ortega, incluso hasta Memo Ochoa.

Pero a partir de los años setentas, el americanismo conocería en grado superlativo lo que un auténtico ídolo representa. Llegaron al equipo Enrique Borja y al poco tiempo Carlos Reinoso, y lo hicieron acompañados de excelentes resultados deportivos, por lo cual la gente se identificó con ambos; fue tal el amor de la afición por este par de jugadores que se volvieron tan mediáticos, como excelentes futbolistas.

Verdaderamente amados, idolatrados, hubo una diferencia en ellos. Ellos ganaron todo, Liga, Copa, Campeón de Campeones y su simple presencia fue sinónimo de estadios llenos.

Es cierto que cada vez que las Águilas del América visitan un estadio en provincia o hasta cuando enfrenta a los otros capitalinos la Máquina de Cruz Azul y los Pumas de la UNAM, hay estadios llenos, pero es por el morbo de que si lo amas o los odias.

Enrique Borja

A pesar de que fue un ídolo prestado luego que Enrique Borja llegara de los Pumas de la UNAM, se ganó el respeto.

Inclusive Borja fue tricampeón de goleo, en gran medida gracias a los pases de Carlos Reinoso. Fue tal el ‘boom’ de ambos jugadores en esa época, que cada uno sacó una historieta animada, pusieron negocios y participaban en programas de moda en la televisión mexicana.

Carlos Reinoso

Al Maestro con Cariño. El chileno Carlos Reinoso siempre puso el alma y corazón para brillar como Milloneta. Reinoso, que se retiró de un día para otro, fue objeto de un homenaje cuando los Cremas enfrentaron a los Coyotes Neza en la temporada 79-80 y su número 8 fue retirado del equipo, por algunos años.

Con el América como jugador: De 1970 a 1979, 364 partidos y 95 goles

Títulos con el Ame: Liga (1970-71 y 1975-76); Copa (1973-74) y Campeón de Campeones (1975-76)

Internacionales: Copa Campeones de la Concacaf (1977) y Copa Interamericana (1978)

En la época de los chavorucos, tras el adiós de Carlos Reinoso, llegaron tres maravillosos extranjeros de enorme calidad, que con brillantísimo futbol, empezaron rápidamente a ser queridos por los aficionados: Héctor Miguel Zelada, Alberto Daniel Brailovsky y Antonio Carlos Santos. Un portento de arquero y un par de cracks exquisitos con el balón, los tres muy extrovertidos, líderes y figuras.

Todos los chavos de los años 80 querían ser un Zelada quien ganara tres títulos: 1983-84; 1984-85 y Prode 85

Alfredo Tena, el Capitán Furia

El Capitán Furia. ¿Quién no lo recuerda a Alfredo Tena?, siempre con carácter y pundonor era una muralla en la defensa central y gracias a ello se ganó Liga: 1975-76, 1983-84, 1984-85, Prode 85, 1987-88, 1988-89); Campeón de campeones: 1975-76, 1987-88 y 1988-89

En el ámbito internacional logró el campeonato de la Copa Interamericana (1978 y 1981); Copa Campeones de la Concacaf (1977, 1987 y 1990).

Pero el siempre motorcito del equipo es Cristóbal Ortega, que no se cansaba de recorrer de línea a línea, con el equipo de sus amores se llevó los títulos (1975-76, 1983-84, 1984-85); Prode (85, 1987-88, 1988-89); Campeón de campeones (1975-76, 1987-88 y 1988-89).

Síguenos en Facebook: La Prensa Oficial y en Twitter: @laprensaoem

El gran Luis Roberto Alves

Zague, quien en los 90 se consagró, pudo ser uno de los referentes, cuando llegaba a los entrenamientos a Copa se detenía en su carro para regalar autógrafos incluso dinero a personas necesitadas. Liga (1987-88, 1988-89); Campeón de campeones (1987-88 y 1988-89).

Y la samba llegó. Antonio Carlos Santos, su presencia de media cancha para arriba era quien ponía la magia.

Santos se consagró como uno de los grandes al no darse por rendidos.

Temo es tema aparte

Del barrio de Tepito para el mundo. Cuauhtémoc Blanco un jugador irreverente, carismático, controvertido, polémico, humilde, provocador, desde niño siempre creció con la playera tatuada en su piel.

Temo a pesar de estar en el “Club de los Chicos Malos”. Su mejor época la vivió con Leo Beenhakker, junto a Kalusha y Biyik, antes de que dijera adiós al futbol luego de 23 años de carrera.

Henry Martín

Ídolo o histórico. El dilema se resolverá en los próximos años y si logra que sus goles llevan al América a conquistar a otro título.

Henry Martín está imparable, el yucateco llegó a 9 goles con los dos que le marcó al Atlético de San Luis, la Bomba está a un tanto de igualar las 10 anotaciones que anotó en el Apertura 2022. Esa cifra la va a superar sin problemas. Lo que busca el delantero mexicano es convertirse en campeón de goleo, algo que no consigue un futbolista azteca desde el Apertura 2019, en ese torneo Alan Pulido marcó 12 goles para quedarse con el galardón.

No olvides seguirnos en Google Noticias para mantenerte informado



Source link

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir