San Cadilla Norte – 17 Mayo 2021

HIZO MÁS MISS ECUADOR

A muchos les sorprendió la eliminación de Rayados. A mí no.

Fuera de broma y de todo lo que se lee en redes sociales, y tratando de hacer un análisis y comentario centrado, lo que puse en los pronósticos de SancaNorte, en CANCHA, era lo que verdaderamente veía: La Pandilla del Cerro de La Silla pierde en Torreón (perdió) y empata en BBVA (empató)… ¡y quedó fuera de la Liguilla!

Tendríamos que ser muy apasionados por el equipo, muy aficionados a esos colores, para no darnos cuenta a lo que juega este equipo: a anotar 1 golecito, a echarse 50 minutos pa’trás y rezarle a la Virgencita del Cerro de la Silla (si no la hay, la creamos) y esperar a escuchar el silbatazo final que nos haga ver que ganamos, lo cual casi nunca sucede.

Ya cansa, harta, asquea ver a Rayados anotar, cuidar ratoneramente, sí, porque son unos RATONEROS, el 1-Cerito y terminar empatando o perdiendo. Demasiada mediocridad, demasiada mezquinidad para el equipo más caro en la historia del futbol mexicano.

Sí señores, tiene años Rayados siendo el equipo más caro en los 78 años de la Era Profesional de nuestro balompié mexicano (inició en la temporada 1943-44).

Tal vez había que haberle dicho antes al señor Javier Aguirre Onaindia que Monterrey no era el Levante o el Osasuna, equipos con los que cerraba así los juegos.

Éste es el Glorioso Club de Futbol Monterrey, chinga’o, no el Levante… ¡por Dios, Javier!

Ése es el clamor de la gente Pandi, pero yo le agregaría algo importante, en descargo del señor Aguirre.

Eso mismo se lo diría a muchos jugadores del Monterrey, jugadores sobrevalorados, inflados, que se creen lo que no son, que se la pasan con el celularcito, viéndose al espejo, oyendo “el canto de las sirenas” de una afición enamorada del plantel, pero que les afectan tantos halagos que les lanzan.

Que alguien le diga al chamaco Jesús Gallardo Vasconcelos que se concentre en jugar más que en cosas externas, que alguien le diga a la dirigencia que a Hugo González Durán lo deben vender, prestar o regalar yaaa a otro equipo, no porque sea malo el muchacho, no, no lo es, sino porque YA NO CABE en el BBVA… ¡no lo quiere la afición, entiéndanlo!

Y no lo van a echar porque no lo quiera la gente, no, sino porque en esta ocasión sí tiene la razón la tribuna.

El señor Rogelio anda en otro planeta, distraído, y aunque un poco menos, se sigue tirando, haciendo como que lo fracturaron, siendo que ni lo tocan. En una jugada no lo pisan, se cae y se agarra el tobillo. Eso no ayuda, Rogelio, ya háganselo ver, por Diooos.

Y mejor ni hablamos del McTrío que su calidad cabe en una cajita de 10 centímetros, paquete integrado por Dorlan/Avilés/Loba. Madre mía, le sacamos más provecho y sabor a esa hamburguesa con papas de McDonald’s que a estos jugadores que no tienen el nivel ni de estar en la banca de esta gran institución.

Aguirre metió sólo a uno de ellos, a Pabon, e hizo más anoche Miss Ecuador (que no estuvo ni entre las 21 finalistas) en Miss Universo, que Dorlan en la cancha.

Sí, Javier tiene su culpa, Javier puede que retrase a su equipo, ok, pero no es posible que los jugadores no hagan lo suyo. Soy congruente con mis discursos, porque lo mismo decía de los de Sanico.

Los jugadores también tienen mucha culpa, y si le hacen caso al 100 a su DT cuando los echan atrás, en caso de que eso suceda, entonces tienen CERO personalidad y huev… para ir al frente y anotar un méndigo gol más.

¡Qué vergüenza fue haber visto el sábado el partidazo Cruz Azul vs. Toluca, luego ver el remedo de Rayados vs. Santos y cerrar con el excelente América vs. Pachuca!

Javier es el responsable y primer acusado en la silla eléctrica para darle con todo, pero… ¿y los jugadores no cuentan?

Aunque, Javier, si mal no recuerdo, a tu llegada declaraste:

“No voy a permitir que mi equipo no luche, no se entregue, no se muera en la cancha. No voy a permitir que no tenga vergüenza profesional, coraje cada minuto del partido”.

PD: ¿Y entonces por qué lo permitiste?

LA FRASE

Y me quedo con una frase que le escuché anoche a mi compa Carlos Turrubiates Pérez, para los que piensan que Rayados jugó bien los primeros 45 minutos:

“Monterrey, en el primer tiempo, no fue mejor porque haya sido mejor, sino porque Santos fue peor”, dijo Turru.

PD: ¡No más palabras, señor juez!

¿Y ENTONCES?

Habían pasado unos 30 minutos de que Rayados hizo el ridículo de quedar fuera de la Liguilla, y entre las muchas notificaciones de mensaje a WhatsApp que me llegaban, que me cae una de mi Judas Pandi Jugador.

“¿Cómo viste?”, me preguntó.

“Pérateee, compadreee, aquí el que pregunta soy yo, pero bueno, te respondo: ‘Se me hace que se pasaron de cu…uidadosos con su único gol'”, le respondí.

Esperé paciente que recibiera el mensaje y luego aparecieran en azul las palomitas de que ya lo vio.

“Pues sí, para qué te digo que no. Se cuidó de más el gol; no soy el único, varios creíamos que podíamos meter uno más, y pues el Santos se creció. Nos quedamos todos con ese sentimiento que era para meter otro”.

Eso me contó mi Judas Jugador vía mensaje y eso pensaron miles que estuvieron en el BB y miles que vieron el partido por Fox Sports; que Aguirre debió haber apostado por un gol más teniendo la bola, atacando, no esperando a los Santos.

Le pregunté lo que es lógico, lo que un periodista debe preguntar: “¿Y entonces si ustedes tenían esa sensación, de ir por un gol más, por qué no fueron?, ¿qué pasó?”.

Y brilló por su ausencia la respuesta.

PD: Palomitas grises.

LO BUENO

Pero tranquilos, que en esta Ciudad no nos quedamos sin Liguilla, hoy habrá partidazo en el Estadio Universitario.

Si el partido de ayer en el BBVA fue el único flojo de la Liguilla varonil, en la femenil ya sabemos que no nos fallan.

En las Rayadas, a diferencia de los Rayados, aunque la postura del técnico sea esperar atrás, logran ir al frente y hacer goles, como el viernes.

De hecho ese día, apenas terminó el vibrante 2-2 que me escribe mi comadre rayada: “Yo te dije, no nos descartes. Muchos nos hacían fuera en Cuartos y mira aquí seguimos vivitas”.

“La perfección hubiera sido ganar, pero a cómo se dieron las cosas andamos ahora aún más motivadas. Sabemos que allá (Uni) estará difícil, pero te digo lo mismo: no nos descarten”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *